Provinciales

Perugorría: Policía baleado por cazadores furtivos

El herido en el enfrentamiento sería el cabo de Policía de apellido Galarza, (30 años)

El agente herido está fuera de peligro, aunque quedó preventivamente internado en Mercedes. Serían tres los arrestados. Uno de ellos, quien se presume disparó contra el uniformado, se entregó horas más tarde tras fugarse de la escena.

Un efectivo que presta servicio en la División de la Policía Rural e Islas y Ambiente Rural (PRIAR) fue herido de un balazo en la pierna cuando sorprendieron a cazadores furtivos dentro de una estancia en cercanías a la localidad de Perugorría, distante a unos 230 kilómetros de la capital correntina.

Hasta el lugar llegó una comisión de efectivos de la PRIAR, quienes realizaron una breve recorrida por el campo hasta que detectaron a los intrusos, pero al darles la voz de “alto, policía”, uno de ellos atacó a tiros a los uniformados para cubrir la fuga. Los efectivos habrían respondido al fuego pero en la balacera, uno de los elementos de seguridad recibió un balazo en la pierna izquierda a la altura de la rodilla, indicaron voceros oficiales.

El herido en el enfrentamiento sería el cabo de Policía de apellido Galarza, de unos 30 años. Con la premura del caso, el uniformado fue evacuado del lugar en una camioneta policial que lo trasladó hasta el hospital local, pero debido a la gravedad de la lesión y la falta de insumos y médicos para extraerle el proyectil, el policía fue trasladado de urgencia hasta el hospital zonal “Dr. Camilo Muniagurria” de la ciudad de Goya, donde quedó internado aunque está fuera de peligro, aseguraron fuentes médicas y policiales.

Tras poner a salvo a su compañero, varios uniformados más llegaron hasta el lugar de los hechos como refuerzos para continuar con la persecución dentro del campo de los furtivos, ya que todavía seguían en fuga. Minutos más tarde y mientras se realizaba un cerrojo en la zona conocida como “paraje Palmira”, lograron la captura de dos de las cuatro personas buscadas. Serían una joven mujer de 20 años y un menor de 16. En tanto los otros dos sospechosos se dieron a la fuga del lugar y anoche todavía eran intensamente buscados por la Policía. Sin embargo, una de las versiones que tomó fuerza por la tarde es que al menos uno de ellos se había entregado a la comisaría local, por lo que se presume que los uniformados buscaban al cuarto sujeto.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba